'El Árbol es Vida' se pone en marcha en la Comunitat Valenciana

240613_fomenta_el_PATFORLa consellera de Infraestructuras, Territorio y Medio Ambiente de la Generalitat Valenciana, Isabel Bonig, y el presidente de la Fundación Española de la Madera, Francisco José Huidrobo han firmado hoy un convenio de colaboración para poner en marcha el programa ‘El Árbol es Vida’ en la Comunitat Valenciana. En el acto también ha estado presente el presidente de Cierval, José Vicente González. El proyecto, que tiene la consideración de Acontecimiento de Excepcional Interés Público, tiene como objetivo difundir la cultura del árbol mediante la plantación de 10 millones de árboles en toda España.

«El programa ‘El Árbol es Vida’ es el primer ejemplo del nuevo modelo de Pago por Servicios Ambientales para gestionar los espacios forestales de la Comunitat Valenciana que ha establecido la Generalitat a través del Plan de Acción Territorial Forestal (PATFOR)», según ha asegurado la consellera de Infraestructuras, Territorio y Medio Ambiente, Isabel Bonig.

Bonig ha recordado que el PATFOR, recientemente aprobado por el Pleno del Consell, hace hincapié en la gestión de los servicios ambientales de los terrenos forestales. Un concepto que engloba todos los bienes y servicios que ofrecen los montes, tangibles e intangibles, tengan o no valor de mercado.

«En este sentido -ha recordado la consellera- la Generalitat apuesta por desarrollar Programa de Pagos por Servicios Ambientales Forestales que tiene por objeto el fomento y financiación privada, del suministro continuado de las externalidades positivas que produzca el terreno forestal de la Comunitat Valenciana».

«Y precisamente el proyecto ‘El Árbol es Vida’ es un ejemplo real de implicación del sector privado en la gestión sostenible de nuestros montes y así lo ha reconocido el Gobierno de España e incluirlo en los presupuestos del Estado con la consideración de acontecimiento de excepcional interés público, de manera que a las empresas que colaboren con el proyecto se les aplique los máximos incentivos fiscales al mecenazgo que establece la Ley», ha explicado la Bonig.

Por ello, Bonig ha animado a las empresas valencianas a «implicarse en este tipo de iniciativas, con las que no sólo se involucran en una gestión sostenible de nuestros espacios forestales lo que contribuye a reactivar y dinamizar las zonas en las que se encuentran, si no que también pueden obtener un beneficio fiscal con ellas».

Y es que el objetivo de «El árbol es vida» es la plantación de 10 millones de árboles para reforestar zonas afectadas por los incendios, siempre en función de las donaciones que consiga la Fundación Española de la Madera, por lo que «cuantas más empresas participen con el proyecto, mayor será la superficie reforestada», ha asegurado Bonig.

Como primer paso, la consellera ha anunciado que «ya se ha establecido como primera actuación del Programa en la Comunitat Valenciana la plantación de más de 100 hectáreas forestales en el término municipal de Casas Bajas, en el Rincón de Ademuz, lo que contribuirá a la restauración de una zona afectada por incendios forestales y cuya regeneración no se ha producido de manera natural».

Consolidar el sector forestal

‘El árbol es vida’ es una iniciativa que, además de promover la plantación de 10 millones de árboles, quiere asegurar su gestión forestal, contribuir a mitigar el cambio climático y consolidar el sector forestal como clave para la economía y el empleo. El desarrollo de esta iniciativa generará, además, un ahorro de derechos de emisión equivalentes a 2,2 millones de toneladas de CO2 en un periodo de 40 años.

Esta iniciativa se presentó oficialmente por primera vez en la pasada edición de Feria Hábitat Valencia.

Ir arriba